Cine y tendencias


Hola a todos de nuevo!!!
Ya hace algunas semanas que no me pasaba por aquí para dejarles algunas de mis ideas o reflexiones y no es porque no los tenga presentes, sino porque he estado algo ajetreado.
Esta semana debido a los últimos acontecimientos sucedidos me he puesto a pensar en como ha cambiado la industria del cine, por supuesto, desde el punto de vista de la moda y de los iconos que en esta se generaban.
La trágica muerte de una de las grandes de nuestro cine, Sara Montiel, ha supuesto el desencadenante de este post.
Si nos ponemos a pensar, de alguna manera, todos conocemos los grandes clásicos del séptimo arte y quienes son sus protagonistas, debido a que durante años han sido referentes en multitud de aspectos.
Desde un punto de vista social han representado el carácter de la época, desde una visión cultural, han puesto en evidencia la evolución que hemos sufrido en este aspecto y por que no, desde una óptica más fashion, han representado las tendencias y modas del momento.
En este aspecto grandes actrices como  Liz Taylor, Audrey Hepburn o Marylin Monroe, entre otras tantas, no sólo han sido protagonistas en multitud de películas de éxito, hoy consideradas clásicos, sino que han supuesto un referente en los aspectos anteriormente hablados. Sus papeles de mujeres con carácter dual han puesto en evidencia la lucha de la mujer por conseguir sus derechos igualitarios.
Pero volviendo al tema que a nosotros nos compete, la moda también se ha visto reflejada claramente en cada film, es más, creo que ha supuesto la forma de perpetuar algunas de las tendencias que en la actualidad están en auge. Y para ello, me he puesto a indagar y he encontrado algunos ejemplos.
Para empezar una inevitable de cualquier fashionista, “Desayuno con diamantes”. El recogido que lleva la protagonista, Audrey Hepburn, se ha convertido en las últimas temporadas en el peinado estrella de muchas chicas que han visto en este clásico moño, una forma de lucir  elegantes.
El peinado al que hacemos referencia.


    Aquí tenemos a Sara Jessica Parker luciendo una versión más actual del mismo recogido.

O “Vacaciones en Roma” que no sólo sirvieron para dar a Audrey Hepburn el oscar sino para catapultarla a icono de la moda. En esta película podemos ver algunos de los looks que bien podrían ser la campaña monocolor de colecciones actuales.

Audrey Hepburn en un instante de la película.

Ultima campaña de Dolce & Gabbana.

Otro claro ejemplo de tendencias la encontramos en “Gilda” protagonizada por Rita Hayworth, cuando canta “Put the blame on me”, podemos ver cómo nace un mito convirtiendo su palabra de honor y unos sencillos guantes en únicos protagonistas de una escena cuanto menos sugerente.

Imagen de Rita Hayworth, inigualable.

Colección de Eliee Saab Alta Costura 2012

Debemos tener en cuenta que muchos de los considerados  clásicos se tratan de películas en blanco en negro, por lo que la gama de color era reducida para que pudiese diferenciarse en pantalla. Por ello, dando un salto vertiginoso a tiempos algo más actuales tenemos otro ejemplo es “Grease”, la dualidad de carácter de Sandy (Olivia Newton Jones), se refleja en su vestuario. Esta película puede presuponer, en la actualidad, la unión de muchas de las tendencias. Por ejemplo el aire college que podemos encontrar en las beisboleras, tan de moda en las últimas temporadas, el cuero que ha supuesto todo un revival en las ultimas temporadas llevandose desde pantalones hasta bolsos de este material. Y por supuesto, las bombers inspiradas en las chaquetas de las Pink ladys que son el must have de esta temporada.


Beisboleras que nos evocan a esa época teenager tan americana.

 Olivia Newton Jones, en su papel de Sandy.

Street style luciendo legging de cuero.

Y porque no, mención destacada a la ya ausente Grace Kelly en “La ventana indiscreta” donde no sólo derrocha elegancia en cada instante de la película, sino que convirtió cada uno de sus atuendos en tendencias.





Mención a parte  merecen las joyas en cualquiera de los casos, para cualquier mortal son casi inalcanzables pero en las películas aparecen siempre como el complemento perfecto e inequívoco de cualquier outfit. Ejemplo de ello tenemos “Pretty Woman”, cuando Julia Roberts sale despampanante con su vestido rojo y único complemento unos guantes blancos y una gargantilla espectacular. O Marylin Monroe, que  ostenta de ellas en la mítica escena de “Los caballeros las prefieren rubias”.



En los últimos tiempos la industria del cine ha servido de  escaparate para las modas. Muchas firmas conocidas a nivel internacional han prestado sus diseños e incluso otras han diseñado los vestuarios de numerosas películas, con el fin de relanzar sus marcas. Cosa que antaño servía como una mera forma para caracterizar al personaje.

A modo de conclusión, decir que me declaro fan incondicional (por si alguien aún no se había dado cuenta) del cine clásico, de todos y cada uno de los iconos que de estas grandes películas han salido. Por ello os invito, si no las conocéis, a disfrutar de una tarde con cualquiera de estas películas, os prometo que no os defraudarán.

Espero que les haya gustado. Hasta la próxima!!!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada