Maquillaje: una forma de resaltar tu belleza

Holaaaa!!!
El post de esta semana hemos querido dedicarlo al maquillaje, ese gran amigo que te ayuda muchísimo cuando al levantarte no tienes la cara muy presentable…
Muchas personas piensan que el maquillaje es malo para la piel, pero, esto no es así si sabemos aplicarlo correctamente…
Nunca se nos puede olvidar aplicar una buena crema hidratante o un tonificante facial, es muy importante tener la piel bien hidratada y fresca porque el maquillaje tiende a dejar una piel seca.
Una vez nos hayamos aplicado una crema hidratante podemos comenzar a maquillarnos… Comenzamos por un iluminador tapando los pequeños detalles que queremos ocultar o  dar algo de luz… A continuación emplearemos una base y la extenderemos bien para que no se nos quede muy compacta, ya que lo ideal es dar un aire natural.
A posteriori, utilizaremos una brocha para aplicar una sombra de ojos. Ésta será un tono nude o muy claro, siempre y cuando sea para el día a día. Después de esto, con ayuda de un eyerline marcaremos la raya del ojo tanto por encima de las pestañas como por debajo, definiendo así el contorno del ojo.
Para terminar de maquillar los ojos rizaremos las pestañas (utilizando un rizador de pestañas) y le  aplicaremos una máscara de pestañas para alargarlas y darle algo de volumen.
Después de ello,  un poco de colorete nos ayuda a dar un tono muy coqueto a nuestras mejillas. Y, finalmente aplicaremos con el uso de una brocha muy fina, pintura en los labios. Lo realizaremos primero con una brocha para que la textura de nuestro labio absorba mejor el color y a continuación aplicaremos la barra de labios, así lograremos una mayor duración de la pintura.
Esta es nuestra forma de maquillarnos para un look diario. Lo puedes aplicar con diferentes colores…


En el primero hemos decidido aplicar una sombra nude y marrón claro con un eyerline negro, dando a los labios un tono rosado…

Y en este, hemos aplicado una sombra naranja para el centro y un tono marrón para la parte superior y exterior...destacando los ojos con un eyerline azul, muy de moda esta temporada. Y, un pintalabios marrón ideal con los tonos que hemos utilizado.

Si buscas un look más llamativo hemos realizado todos los pasos que hicimos para la primera imagen, aplicando los mismos tonos, pero, con el eyerline hemos dibujado el contorno del parpado móvil, alargándolo hacia el exterior y difuminándolo luego con una esponja pequeña.  Luego, aplicamos un tono lila para definir y dar algo de luz al contorno superior y repasamos un poco con sombra de ojos el tono dentro y fuera del dibujo… Logrando así una mirada muy definida y llamativa.  Y para los labios un tono rojo…
 Con este look debes tener cuidado con los colores a emplear ya que si utilizas muchos colores llamativos puedes terminar pareciendo un payaso… así que emplea un color más claro y otro más oscuro. También ten mucho cuidado al realizar el contorno del ojo hacia afuera ya que si lo extiendes demasiado parecerá un antifaz.
Este es nuestro resultado… ¿Qué opinas?


Para terminar este post hemos decido hacer un apartado muy útil:

Diez maravillosos trucos de maquillaje…

1.       Aplicar vaselina sobre los labios una vez pintados hace que dure más la pintura.
2.       Cuando una sombra de ojos, colorete o maquillaje en polvo se cae y se hace mil pedazos puedes machacarla con cualquier cosa que haga que todo se convierta en polvo aplastado, ya sea con un martillo pequeño, con un mortero para machacar perejil o con el extremo de algún bote. A continuación le pones un poco de alcohol (para generar una especie de mas) y lo dejas secar al sol, se te quedará como nueva.
3.       Cuando te aplicas un pintalabios de color oscuro o intenso, puedes aplicarte un tono más suave en la parte interior haciendo que los labios adopten un color más natural.
4.       Utilizar una barra hidrante varias horas antes de aplicarnos maquillaje en los labios evita que en éstos se vean cortes propios de cuando los labios están agrietados.
5.       Si quieres dar un aspecto más voluminoso a tus labios aplica y poco de corrector encima del labio superior, justo en el centro (en esa especie de “v”).
6.       Si quieres cuidar bien tus utensilios de maquillaje puedes empezar por las brochas, lavándolas con gel o champú y escurriéndolas muy bien. Luego, debes golpearlas sobre una toalla y secarlas al aire libre. Así conseguirás que al aplicar un nuevo tono de maquillaje no se filtre el anterior que has utilizado.
7.       Aplicar iluminador debajo del extremo de las cejas da una sensación de amplitud en la mirada. Perfecto para personas con los ojos pequeños.
8.       No olvides dar un poco de tono al cuello, el escote y la parte superior de la espalda. Si no, el contraste de maquillaje de la cara con el cuerpo será evidente y poco natural.
9.       Muy importante, siempre debes maquillarte en lugares con mucha luz. Si es luz natural mucho mejor, así podrás ver mejor las imperfecciones y corregirlas.
10.   Por último, lo más importante de todo… No olvides desmaquillarte!! Si no lo haces,  la piel se te resecará mucho dañándola gravemente.

Hasta aquí el post de esta semana… esperamos que os haya gustado!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario